Saltar navegación. Ir directamente al contenido principal

Sección de idiomas

Españoles

Fin de la sección de idiomas

Estás en:

  1. Inicio
  2. Comunicación
  3. Bankia Responde

Bankia Responde

Comienza el contenido principal

Gonzalo Martín

¿Por qué Bankia no va a repartir los 2.500 millones de euros que prometieron en su Plan Estratégico?

Bankia revisará el objetivo de repartir 2.500 millones entre sus accionistas para mantener su solvencia y ayudar a familias y empresas.

BANKIA Responde

BANKIA Responde

02 de abril de 2020 - 10:00 horas

Dado el impacto potencial de la crisis del coronavirus y siguiendo criterios de gestión de extrema prudencia, el Consejo de Bankia ha tomado la decisión de que la entidad tiene que adoptar la máxima cautela en su política de dividendos.

Por ello, ha renunciado a llevar a cabo cualquier distribución de carácter extraordinario en 2020.

Respecto al dividendo ordinario correspondiente al año 2020, la política del banco debe ser igualmente de máxima prudencia. Dado que Bankia no tiene una política de reparto de dividendos a cuenta, tiene por delante todo el año para analizar el impacto real de esta crisis antes de definir el dividendo final del ejercicio. Pero en todo caso, esa definición se realizará con criterios de extrema cautela.

Tras esta medida, el objetivo de repartir 2.500 millones de euros entre los accionistas tendrá que ser revisado y queda condicionado al efecto que, finalmente, pueda tener esta crisis.

Bankia piensa que esta decisión es la mejor forma de anticiparse a un entorno incierto y la mejor manera de tener un gran músculo financiero para ayudar a financiar la economía, a las empresas y a las familias españolas.

En el lanzamiento de su Plan Estratégico, hace dos años y en unas condiciones muy distintas a las actuales, la entidad se fijó como objetivo el reparto a sus accionistas de 2.500 millones de euros en los tres ejercicios de vigencia del Plan.

Actualmente, es difícil predecir hasta dónde llegará el efecto y la duración del impacto de la pandemia desde el punto de vista económico, por lo que es necesario repensar este objetivo.

Además del abono de los dividendos ordinarios, el Plan Estratégico contemplaba la devolución del exceso de capital sobre el 12% CET1 fully loaded.

Actualmente Bankia cuenta con una ratio del 13,02%, fruto de que la entidad ha sido capaz de desarrollar un modelo de crecimiento que le permite generar un fuerte volumen de capital de manera orgánica. Este nivel de capital supone que Bankia cuenta con cerca de 3.000 millones de euros de capital por encima de los requerimientos regulatorios.

Este alto nivel de solvencia es uno de los puntos fuertes de la entidad. Por ello, el Consejo de Bankia ha decidido, dadas las circunstancias, que preservar este elevado grado de capitalización va a ser un objetivo prioritario.

Si en el negocio bancario siempre es importante tener un balance saneado y capitalizado, esta meta es especialmente relevante en momentos de gran incertidumbre como los que tenemos ahora por delante.

Así, Bankia está convencida de que el capital es el mejor seguro ante cualquier tipo de imprevisto y es lo que permite a las entidades financieras desarrollar su operativa de una forma segura.

Además, esta extraordinaria situación de capital va a permitir apoyar al tejido empresarial y los clientes particulares en estos momentos tan duros que la sociedad está viviendo.

En este sentido Bankia ha anunciado medidas adicionales a las aprobadas por el Gobierno para aliviar la carga financiera de familias y empresas afectadas por el Covid-19. El objetivo es ofrecer soluciones destinadas a adecuar la deuda de los clientes a la nueva realidad a la que se enfrentan.

Ya se ha puesto en marcha un amplio paquete de medidas para apoyar a autónomos, pymes y grandes empresas. Por un lado, Bankia ampliará a estos clientes los plazos de la financiación del circulante con el fin de contribuir a aliviar las tensiones de tesorería en las actividades de financiación comercial. Por otro lado, el banco apoyará con soluciones de financiación puente a aquellas empresas que lo necesiten para hacer frente a los pagos de sus créditos a largo plazo, dando así una salida mientras se concretan las soluciones del ICO.

También se van a ofrecer medidas para flexibilizar la carga financiera de las familias españolas, tanto en hipotecas como en crédito al consumo. Por ello, se ofrece a los clientes que lo necesiten moratorias de capital de hasta 6 meses.

Todas estas medidas de apoyo a los clientes son posibles gracias a la situación de fortaleza con la cuenta Bankia, tanto en liquidez como en solvencia.

Esta situación de emergencia está poniendo a prueba las costuras de la sociedad y de la convivencia. Y es precisamente en estos momentos cuando se debe sacar lo mejor de uno mismo.

Bankia tiene muy clara su responsabilidad con el servicio a los clientes y el papel clave frente a la sociedad. Por ello, la entidad cree que es el momento de dedicar sus excedentes de capital, si es necesario, en ayudar a la economía española a salir de la crisis lo antes posible, lo que redundará en beneficio de empresas y ciudadanos del país.

Compartir

Imprime la pregunta

Preguntas relacionadas

Fin del contenido principal